Internet es un lugar bastante centralizado pese a lo que nos quieren hacer ver. Unas pocas compañías controlan buena parte de los servidores a los que nos conectamos a diario. Además, esto complica el acceso desde las zonas más pobres, desde áreas rurales o desde zonas de catástrofe. Por ello, la Fundación Mozilla ofrece una recompensa de 2 millones de dólares para las personas que presenten proyectos para descentralizar Internet.

Mozilla y la National Science Foundation están ofreciendo 2 millones de dólares de premio a las mejores ideas para descentralizar Internet. Desde el pasado día 21 aceptan propuestas y cualquier puede animarse a participar. La Fundación cree que Internet es un recurso público y global al que debería poder acceder cualquiera.

Además, señala que en pleno siglo 21, todavía existen cientos de lugares con dificultad para acceder a Internet. Esto les hace perder oportunidades a nivel económico, de educación, servicios gubernamentales o la simple posibilidad de comunicarse con amigos, familia y otros conocidos.



No obstante, no tenemos que pensar directamente en el tercer mundo. Hasta 34 millones de habitantes de Estados Unidos, un 10% de la población, no cuentan con acceso a Internet de calidad. Este número aumenta en otras zonas rurales del planeta hasta el 39% o en zonas con tribus hasta el 41%. Cuando sucede una catástrofe en estas zonas, esto puede llegar a ser un problema.

2 millones para descentralizar Internet y “conectar a los desconectados”

Por todo esto, ofrecen una recompensa de 2 millones de dólares para las soluciones inalámbricas que permitan a las personas acceder a Internet después de desastres naturales o de otra índole. También para las iniciativas que conecten a Internet de calidad a muchas comunidades que han quedado aisladas.
La idea es evitar un mundo de dos velocidades, donde Internet se convierta también en una forma de diferenciación entre ricos y pobres. Las propuestas aceptadas por Mozilla pueden consistir en soluciones de hardware para el acceso, pero también en aplicaciones OTT que funcionen “sobre” las redes actuales.
Todo debe ser sencillo, portátil y con facilidad para alimentarlo, ya sea con fuentes alternativas de energía u otras soluciones. Como ejemplo, nos hablan de una mochila que contenga un disco duro con un pequeño ordenador, una batería y un router WiFi. El router WiFi daría acceso a aplicaciones de mapas o de mensajería.

Fuente: blog.mozilla


Monday, June 26, 2017







« Atrás